martes, 21 de abril de 2015

Guerreros de Marte.


Originalmente, Marte era el dios patrón de los pueblos itálicos, que eran tanto guerreros como agricultores, y esto se refleja en su naturaleza bivalente, como otros dioses romanos.

Era un dios guerrero, que protegía a su pueblo contra sus enemigos. También era un dios ctónico asociado a la tierra, a la protección física y espiritual de los cultivos.

Reunía Marte las siguientes virtudes:
  • Intrepidez.
  • Temeridad ciega.
  • Valor y osadía.
  • Fuerza viril.
  • La inspiración guerrera.
  • El dios que conducía a la victoria a los umbrios, sabinos, latinos y romanos.

Era considerado como el padre de Rómulo y una de las tres divinidades tutelares de Roma junto con Júpiter y Quirino. Como dominios de Marte se consideraban los bosques misteriosos en los que habitaba el pájaro carpintero. Estaban consagrados a Marte, varios animales como el buey labrador, el caballo de batalla, los rebaños de carneros, y los cerdos que se le inmolaban. Por tanto en Roma, Marte tenía varias funciones:
  • Dios bélico, el dios de la guerra.
  • Dios de la cultura y laboreo del campo.
  • Dios de la Primavera, y la potencia viril.
  • Protector de la vida en los campos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario